Disfruta tu soltería

Cualquiera que sea la razón por la que estás soltero, es una excelente oportunidad para disfrutar de la libertad y la espontaneidad. No esperes a estar en pareja para disfrutar todo lo que la vida tiene para ofrecerte, al final de cuentas, ¿qué mejor que tu propia compañía?

¡Di que si!
¡Aprovecha todas las oportunidades que se te presenten y di que si! No importa de qué se trate, échate al agua y disfruta de la espontaneidad; no tienes que consultarle a nadie, lo único importante es que con cualquier cosa que hagas te sientas feliz. Estar abierto a nuevas experiencias te abrirá muchas puertas.

Empaca tu maleta
Viajar solo es increíblemente satisfactorio, una experiencia que te enriquecerá mucho más de lo que te imaginas. Escoge un lugar al que siempre hayas querido ir y reserva ya tu boleto de avión. Tu aventura estará llena de eventos y personas inesperadas; déjate inspirar por la belleza de los lugares que visites, por las conversaciones con cada persona nueva durante tu viaje y por la capacidad que tengas de disfrutar cada situación que se te presente.

Pizza y parche
¿Cuando fue la última vez que te reuniste con tu grupo de amigos para un plan de pizza y cervezas en la casa? Probablemente muchos de tus amigos tienen familia, responsabilidades, etc., pero si armas el plan, seguro no dejarán pasar la oportunidad de compartir una noche de recuerdos y risas. Estar en pareja muchas veces limita los planes con amigos, así que aprovecha mientras estás soltero.

Acuéstate y levántate tarde
Nadie te espera en casa, así que no dudes en disfrutar la fiesta hasta altas horas de la noche (o de la madrugada) y quedarte entre las cobijas todo el día siguiente (una buena maratón de series es ideal). Recuerda que este es un lujo que tus amigos casados con hijos ya no se pueden dar.

Terapia de compras
No crean que esta es una actividad solo para mujeres, y no necesariamente estamos hablando de ropa. Salir de compras es una actividad que te llena de energía y positivismo; tanto hombres como mujeres pueden disfrutar de pasear por los almacenes de su preferencia (moda, tecnología, juegos, belleza, etc.) y escoger los artículos que quieran. Lo mejor: el presupuesto lo manejas tú.

Trabaja duro, diviértete más
Este es el momento para que le dediques toda tu energía a lo que haces. Entrégate de lleno a tus proyectos, no importa hasta que hora tengas que quedarte frente al computador. Igualmente disfruta todas las actividades sociales, los deportes y tus hobbies; no dejes que nada te detenga.

En familia
No esta de más recordarte, que tu familia es quien está ahí contigo pase lo que pase, y que esos lazos de amor sí te durarán toda la vida. Aprovecha que no tienes otras obligaciones para pasar tiempo con las personas que realmente importan: visítalos, invítalos a tomar el té, organiza un almuerzo de domingo, etc., y asegúrate de que sepan que tu también estarás ahí para ellos.

Aprende algo nuevo
¿Hay algo que te llama la atención y quieres intentar? Pues no lo dudes más y apúntate a esa clase de tango, yoga, costura, francés, pastelería… quizás finalmente encuentres algo que te apasione y a lo que quieras dedicarle más tiempo.

Modo alfombra roja
Así no tengas ninguna invitación que implique estar listo para los paparazis, dedícate a cuidarte y consentirte con masajes relajantes, faciales, manicure y pedicure completos y un nuevo corte de pelo (incluyendo el tratamiento capilar); el presupuesto para los regalos de aniversario, mejor te lo gastas en el spa.

TGIF
Pasa por el supermercado a comprar una buena tabla de quesos y una botella de vino. Prepara una lista de las series o películas que no te has podido ver. Apaga el celular y disfruta al máximo de la comedia o el drama que hayas elegido.

Libros, música y comida
Haz una lista de todos los libros que quisieras leer, los grupos o bandas que quisieras ver en vivo y todos los restaurantes y tipos de comida que quieres probar. Y manos a la obra… dedícate sistemáticamente a chulear todos esos puntos en la lista.

No a la rutina
Deja que la espontaneidad y lo inesperado te sorprendan día a día. Deja la planeación a un lado y atrévete a explorar cosas nuevas, quizás una nueva ruta para ir al trabajo, una nueva forma de ejercicio, qué tal ese restaurante al que nunca has entrado, un viaje corto en bus… toma riesgos, dale paso a la incertidumbre y permítete equivocarte. La idea es salir de tu zona de confort y dejar que tu personalidad brille con todas las cosas nuevas que aprendas.

Post Tags
Share Post
Written by
Sin Comentarios

Escribe un comentario

14 − twelve =